Top Secret, 14 de febrero de 2020

Colorines

14/2/2020

Colorines

La zona industrial de Playa Honda ofrece una imagen que no puede estar más alejada de lo que siempre quiso ser Lanzarote. Y por lo que César Manrique luchó. Neones y colorines por doquier a los que San Bartolomé busca poner fin. Así pues, el ayuntamiento ha encomendado recientemente las labores de redacción de una ordenanza municipal que regule los aspectos y condiciones estéticas de las edificaciones situadas en la zona industrial y comercial de Playa Honda. Lo ha encargado la concejalía de Urbanismo dirigida por la edil Marlene Romero. Esta nueva ordenanza, que existirá bajo el amparo de la Ley del Suelo de Canarias, según ha dicho el propio consistorio, será elaborada por el reconocido y prestigioso estudio del arquitecto hipano-japonés Jin Taira. El espíritu de este nuevo texto regulador es el de “potenciar los principios que inspiraron, en su origen, la declaración como Reserva de la Biosfera de la isla de Lanzarote por parte de la Unesco”, explica la concejal.

Objetivo primordial

Para el Ayuntamiento de San Bartolomé, la conservación del patrimonio municipal e insular “constituye un objetivo primordial”. Por ello, la ordenanza ahondará en su mantenimiento a través de un modo de intervención territorial “que ponga en valor la belleza y singularidad de la arquitectura autóctona lanzaroteña”. La actuación obedece a una histórica reivindicación del propio consistorio, y también de la Fundación César Manrique, que hasta este momento no había podido ser realizada “por la falta de recursos humanos”, se justifica el grupo liderado por Alexis Tejera. Esta medida se suma a la retirada de vallas publicitarias que acometió el pasado junio para lograr una imagen más estética y homogénea en el municipio. El plazo para la redacción por parte de Jin Taira es de dos meses. Tras ese tiempo, el Ayuntamiento dispondrá del documento para iniciar los trámites necesarios que finalizarán con su aprobación en el Pleno Municipal. La previsión es que la nueva ordenanza entre en vigor antes de concluir el año 2020. Además, desde el Ayuntamiento se han dado órdenes a los servicios técnicos y jurídicos para estudiar si los carteles publicitarios instalados en muchas de las instalaciones comerciales e industriales de Playa Honda se ajustan a las debidas condiciones estéticas. En el caso de incumplimiento, se podrá iniciar a su retirada con la correspondiente imposición de sanción urbanística.

Jin Taira

Nacido en Oviedo, se formó académica y profesionalmente en Japón. Ha desarrollado la labor docente en universidades japonesas, españolas y americanas incluyendo la Columbia University (EEUU). Es autor de publicaciones y artículos en revistas de proyección nacional e internacional. Ha trabajado profesionalmente para arquitectos japoneses como Hiroshi Hara, Arata Isozaki y Toyo Ito. En la actualidad desarrolla su labor profesional como arquitecto asociado en MPC-arquitectos en Las Palmas de Gran Canaria. Fue uno de los autores de la solución que se le dio al espacio donde se ubicaba la antigua comisaría de la Policía Nacional en Arrecife. Se le llamó ‘La línea y la sombra’ y la idea era que desapareciera en cuanto se hiciese el nuevo edificio de la Reserva de la Biosfera, que iba a ir ubicado en ese solar. Y hasta hoy. Como en tantas otras cosas, tampoco esta obra ha visto la luz en la isla. ¿A qué nos habremos dedicado los últimos diez años? Por poner un plazo.

8 Comentarios

Afectará esa ordenanza al enorme letrero instalado en el aeropuerto, o a ese no porque pone Cesar Manrique....en fin, Lanzarote no es solo Cesar Manrique, que ya esto se parece cada vez más a una secta
Vaya hombre, ya iba siendo hora.
Yo la única secta que conozco aquí es homófoba y se llama Coalición.
HUMO!!!!! una ordenanza que entra en vigor o que se quiere que modifique la cartelería ya existente! esto no valdrá para nada y el alcalde incontinente lo sabe, con esta ordenanza se hará mucho ruido pero no se podrá hacer absolutamente nada con esos carteles a menos que tengan perras para indemnizaciones.
Por un lado, me produce alegría ver que alguien en Lanzarote tiene en mente este asunto que me preocupa mucho. Por el otro, viendo en qué han terminado tantas y tantas ordenanzas municipales de San Bartolomé, me temo que todo quedará en agua de borrajas. Y como ejemplo de esto que digo están la ordenanza de uso de las playas por los propietarios de perros, que es que usan todas las playas, las plazas, los parques, las calles, los solares para que sus perros se desahoguen. Y no se hace n-a-d-a. Otro ejemplo, la ordenanza de regulación de las patinetas. Vendida a bombo y platillo por la actual corporación y tampoco sirve para nada porque las patinetas circulan a su antojo por cualquier sitio, incumpliendo la tal ordenanza. Tendremos otra ordenanza que no servirá para nada porque no se pondrán los medios para hacerla cumplir. Para acabar: ¿sólo en Playa Honda? Hay empresariado en cualquier sitio del municipio campando a sus anchas en el asunto de las vallas publicitarias, cartelerías y colorines en las fachadas. Y otra cosa más, lo de poner una foto de un "todo a cien". A ver si encima de lo del coronavirus también los vamos a acusar de romper la estética de la isla. Qué poco corazón tiene el ayuntamiento. Y ya la última. Mi sorpresa porque se use esta habitual columna de opinión para reproducir palabra por palabra una nota de prensa de una corporación municipal. Mejor separar esas cosas, ¿no?
Deberían hacer lo mismo en Arrecife y en las zonas industriales.
Colorín colorado este cuento se ha acabado
Y Pepote donde está metido? Su silencio es un estruendo ensordecedor... Jajajajaja

Añadir nuevo comentario