Ginés Díaz Pallarés

Castro, Canarias7 y Canarias8

13/4/2019
¡Guau! Hacía tiempo que no hablaba con el Canarias7 desde lo del mariposario del jefe. Hoy me apetece ‘interrumpir’ al señor Fernando Castro. A ver si lo entiendo, hombre: la imagen de César se puede utilizar para traer más y más turistas, y construir más y más urbanizaciones. Y salvaguardar con ello a más y más especuladores (capitalismo duro, de derechas). Y no se le debe utilizar para tratar de contener eso, además desde el lugar que él creó para tal fin. Dice el tal señor. Y les llama a la Fundación extremistas de izquierdas.
 
Y como el Parlamento de Canarias es, por lo visto, muy de izquierdas y no le publican el libro, pues se tiene que buscar a alguien, muy de derechas y pro empresarios perseguidos (los pobrecitos) por la Fundación, para que se lo publique y ale ale… ¿Dónde los encuentra? Trata el hombre de llevar el tema a la cuestión de izquierdas-derechas. Capitalistas-anti capitalistas, para camuflar el asunto de fondo: seguimos especulando o paramos. Porque a César todos lo vimos, sus amigos ricos de derechas y todos, lo vimos mandarlos a tomar por culo cuando se terció. Y a los de izquierdas.
 
Pero eres listo, hombre. Nos cuentas que, en esta isla, una poderosa izquierda extremista tiene subyugados a los pobrecitos y desamparados poderes empresariales y políticos de derechas. Es verdad que es un imposible, pero somos seres con imaginación. ¿Tú crees de verdad que si César ahora pudiera bajar un rato y pudiera ver con calma el percal, te iba a decir cosas bonitas a ti y meterle la bronca a José Juan? Ni en tus sueños, ni en tus pesadillas. Hombre.
 
Sacar de contexto y de tiempo que las obras de César ahora no se harían por problemas ambientales, es un poco disparatado
Yo no fui amigo de César, pero tuve mucho contacto con él los últimos años de su vida como presidente de una organización de la que él era presidente honorario. Nunca le vi preocupado por el valor de su obra, ni por su fama, ni por sus enseres (sólo que se terminara la Fundación). Más allá de las legitimas aspiraciones de cualquier artista. Siempre le vi obsesionado por el daño que le hacían a ‘su’ isla. Un auténtico coñazo con el tema. Los Pocillos fue una anécdota, la más visible, pero su preocupación, más bien trauma, iba mucho más allá.
 
Sacar de contexto y de tiempo que las obras de César ahora no se harían por problemas ambientales, es un poco disparatado. Seguramente su propia vida, sus gustos y sus maneras de ser también estarían mal vistas. Si tenemos en cuenta que los pudo desarrollar en época franquista, nos da una idea de donde nos encontramos ahora. Hombre.
 
Me sorprende que en la entrevista no arremeta contra el CAAM. Los argumentos serían los mismos. Por cierto, lo del Cid es un asunto de ultra-derecha. Un poquito de claridad no estaría mal. Mira que ya tendría ejemplos de ultraizquierda para poner. Imaginación. Tengo amigos que opinan como usted. En el fondillo. En la forma, si los conozco bien, estarán pensando fuerte cagada. ¿Pa esto trincamos a un "intelectuá de pa fuera"?
 
Debe haber mil entrevistas en televisión a César. En periódicos y otros medios, de aquí de pallá y pa más pallá, entrevistas en las que pudo hablar de su pintura y su arte. Yo siempre le recuerdo hablando de lo mismo: los especuladores se están cargando la isla. Y antes de eso, del proyecto utópico que tenía en su mente. Lo que no quiere decir que, en privado y alguna tertulia pública, con usted u otros, no tuviera excelentes y preciosas conversaciones sobre pintura y arte en general. Yo se las envidio. Pero su ego le traiciona. ¡Extrema izquierda! ¡Manda güevos, Trillo, cómo está la cosa!
 
Los brutos tenemos secretas sensibilidades. Y somos muchos. Así que no es tu descubrimiento, genio
Y ahora volvamos al principio, uso sus palabras: “Toda su obra espacial, arquitectónica, tiene una fundamentación cósmica, un sentimiento espiritual, panteísta. Su verdadera religión era la religión del cosmos. Su obra arquitectónica no debe confundirse con el fin turístico y económico. Los Centros son santuarios para contemplar el cosmos, lugares sagrados. Es la tesis que aporto de la teoría del paisaje de César” (Fernando Castro, Canarias7). Eso aquí lo sabíamos muchos desde hace mucho y sin hablarlo con él o hablado con él. En mi caso, sobre mis experiencias en la solitaria Alegranza, donde las estrellas y el espíritu están ahí, más allá de las palabras. Sin religión. Y sí, recuerdo hablar con él que no eran tiempos para intervenir en el jameo de Alegranza. No necesité ni un minuto, ni un gesto, para que lo entendiera.
 
Cuéntele esto a la otra parte, a los que pagan. Porque al final, yo le llamo el ‘Jameo de las guaguas’ al de Lanzarote, de donde salen ingentes cantidades de pasta y sigue creciendo. Porque si su isla la chingaron (pese a los esfuerzos de su definida extrema izquierda), no le cuento sus santuarios. Afortunadamente nos quedan algunos, obras de nuestros antepasados. Donde, desde tiempos inmemoriales, hablamos con las estrellas y con las piedras. No es un privilegio de artistas, ni del gremio. Los brutos tenemos secretas sensibilidades. Y somos muchos. Así que no es tu descubrimiento, genio. Pero, bueno, dicen de Colón que descubrió América. Donde, por cierto, ya hablaban con el Cosmos (los descubiertos, digo).
 
Muy simpática la anécdota que aporta, si es suya: cambiar mafia verde por ultra izquierda no está mal. Tiene su lucidez estratégica. Malotes son.
 
Usted cuenta el cuento desde Canarias7; yo lo cuento desde Canarias8, una islita por delante, un día por venir.
 
Suerte con ese libro.

22 Comentarios

Ginés, lo has bordado. Estate pendiente que hay sacos de mierda guardados por muchos a la espera de lanzarlos. Salud.
Muy grande, Ginés. Y cuanta miseria en el otro lado.
Castro este viene a hacerse un Chavanel a Lanzarote? pero este hombre ha visto cómo acabó Chavanel? Mira que hay que estar mal de perras... Por cierto, fuerte viaje le da el del guincho al simplón este.
Lo de las batatas que está en la foto de atrás, es una indirecta a Castro y su séquito de pseudo pintores y pseudo escritores y pseudo políticos y pseudo artistas y ex de todo tipo que no han llegado a nada, sino al fracaso personal y sin salir del ámbito local?
Que Castro tiene retranca lo sabe todo el mundo del arte en Canarias, pero que se preste a este circo porque Coalición le publica un libro lo deja de presunto intelectual para abajo. Una pena, pero ya conócenos el percal y Gines lo ha puesto en su sitio.
Gines, chapó. El mercenario intelestuá, jodido porque le largaron de la Fundacion y agradecido por la pasta paniaguada que le pagan el Cabildo y el Gobierno, se lleva lo suyo. Y bien llevado. Sin tanta pringada universidad. Gracias, maestro
Castro Catastrofe. Otro efecto colateral de Vox en la Cultura. Que mal envejecemos, profepringue. Peto si ya te has comprado la casa en Bajamar, tío, para que te arruinas, chacho, chucho, chichi. Los de la Fundacion te dan mil vueltas en César y no en esa cosa estética y amordazada que tu quieres ofrecer a Coalición pagaré. Otro con Gopar, Krawietz, Oscar no tiene ya Alas, Gines de Oassmonte y demás de la banda petobandilla que se suma a la operación matar a César. Cuanto matadillo. No saben dónde se meten.
Pues eso, lo del tal Castro digo, pesebre de Coalición y un mal muy mal envejecer reaccionario. Este es el misogino de aquella exposición, no? Orgulloso me siento yo de su extrema izquierda y más que fueran les pediría, a ellos los extremosos de César. Pa contrapesar a tanto y tanto extremos del otro lado de la pasta y el machacar la Islita, tal Castro, pobre hombre sin ideologiaquemeparto
Solo queria llamar la atencion de forma suave sobre el cambio de estrategia de llamarnos mafia verde a llamarnos extrema izquierda. En realidad ni verdes somos ya, estamos como se puede ver en la foto bien maduros y de alguna manera dulcemente duros. Pero ahora parece que tienen orden de largar lo de extrema izquierda a cualquier opocicion,sea feminismo, animalistas o pensionistas. Este hombre vino a dar el pistoletazo de salida de la nueva estrategia. Mi abuelo Manuel el farero de Alegranza estaria orgulloso de que me llamaran asi. Pero lo siento abuelo esa denominacion no me la merezco ni es mi historia. Maximo respeto a los que luchan y lucharon desde esa posicion.ja, y algunas criticas. Salvando eso el cabildo o el grupo de gobierno esta en su derecho de publicar lo que le venga bien. Asi ha sido siempre. Pero amigos que los tengo ahi tambien el nota se paso tres cuartos. A mi me gustaria conocer en especial la opinion del señor consejero de cultura, mi consejero.Sobre lo de extrema izquierda, jajajja queda simpatica la ex reina que tanto le mola al presi canario esas cosas de honoraria de una fundacion de extrema izquierda. Doy por hecho Oscar que ves la cagada si no es asi pues..... no se me queo boba.
Y todo esto porque le dieron al Fernando Castro ese medio godo chicha una patada bien dada en el culo en la Fundación y por publicarle un panfleto Comisión Canaria. Anda, vamos Gopar
Fernando Castro no es el que montó una exposición retrospectiva y no puso mujeres porque decía que no tenían el nivel de los hombres? Ya sabemos de qué lado flojea este hombre, y su tarifa.
Fernando Castro es la punta de lanza de una operación de disimulo electoral, y se ha prestado a ella gustoso para vengarse de la FCM, que lo puso de patitas en la calle. Como dice Ginés, tratan de plantearlo como un debate derecha-izquierda en torno al legítimo uso del ideario de Manrique, que descansa en la FCM, para ocultar el debate de fondo, que es legalidad territorial y urbanística frente a corrupción, y Castro s ealinea con esto último. Hay que ser rente.
Querido Séneca: Hay otro debate que quieren ocultar en este período electoral con esta operación contra César, azote de corruptos y especuladores, y la FCM, que los ha llevado a los tribunales anulando la justicia casi treinta licencias hoteleras ilegales. Es el debate éxito-fracaso, o talento-medriocridad, que pesa como una losa sobre una serie de artistas que no han salido de la esfera local y que soñaron con suceder o suplantar a César, pero que no dan para otra cosa que vivir como paniaguados del régimen del cantinero, otro acomplejado. Todos los tenemos en la mente, los corroe el fracaso y la vigencia ética y la calidad artística de un César al que despreciaron en vida, pero del que trataron de aprovecharse hasta las trancas. Incapaces de reconocer que su creatividad no da para más, culpan al mundo, o a César y la FCM, de no haber llegado a más en el mundo de la pintura, pongamos, en vez de dedicarse a otra cosa. Si Castro, otro mediocre, es quien les va a escribir las biografías artísticas, ahora sí que va a inventar algo nuevo: la biografía obituaria.
El Sanedrín de los fracasados ha decidido consolarse recíprocamente, unos a otros, conformando una nueva categoría social lanzaroteña: Unidos por la mediocridad. Llevan así más de tres décadas, lamentándose de no haber llagado a ser algo en el mundo de la cultura, pero viviendo cómodamente del presupuesto público, cambiando de chaqueta a conveniencia y conjurados en desterrar a César Manrique y a la FCM de las páginas de la historia general, cultural y artística de esta isla de los últimos 70 u 80 años, mientras se van sancochando a fuego lento con su propia bilis. Cuando falten, nadie los va a echar de menos.
Aristóteles, te lo digo porque bien lo saben estos mis oiditos, ¡que si lo saben! . Digo de los extraños compañeros de viaje que junta Coalición Canaria. Mis oiditos oyeron en Tenerife a Castro despreciar a Gopar y a Gopar despreciar a Castro. Pues eso, lo de la mediocridad y el fracaso de los años, la finquita en el pueblo, el pesebre de la pastuqui y nada más. Era para corroborar, amigo filósofo.
Pues a mi me perece que es un club bastante exclusivo formado por entre seis y ocho presuntos artistas y culturos, un club de resentidos que no dan la cara por su trayectoria ni por la evidente mediocridad de sus obras, y que se traen a otro resentido, una reinona venida a menos, para encharcar el cumpleaños de César Manrique. Si pudieran albergar más rencor, explotaban. Son el poder orgánico, los paniaguados del régimen de Coalición Canaria y el cantinero, y ven peligrar sus privilegios y sus sueldos, y están que echan humo. Ah! y la secretaria a la que César echó también.
¿Qué puede salir de una entrevista en la que pregunta Inza y responde Castro? Gracias Ginés por aclarar esta cuestión
Oye, guincho, no nos dejes con las ganas y profundiza un poco más en este asunto con otra entrega para saber un poco más de los entresijos del poder oscuro en esta isla capitaneado por el de la cantina y su corte de mediocres paniaguados pegados al poder, como se ha escrito por aquí. No sé, algo del tipo del mariposario, que estuvo genial.
Gracias GINES, por tus aclaraciones. Los egos y la avaricia destrozan la vida. Intrigas y poder la historia de la humanidad
Me ha emocionado el artículo. Un lujo tener gente así, tanto a César como a Ginés
Gracias por la foto!
Lo suscribo,,,lo vi.

Añadir nuevo comentario