biosferadigital
Este proyecto depende de la Consejería de Educación del Cabildo

La Escuela de Jóvenes Emprendedores cuenta con una nueva promoción de 35 alumnos

biosferadigital 8/11/2018
La consejera de Educación del Cabildo de Lanzarote, Carmen Rosa Márquez, inauguró ayer una nueva edición de la Escuela de Jóvenes Emprendedores de Lanzarote, que cuenta con 35 alumnos de entre 14 y 18 años de edad, estudiantes de Educación Secundaria Obligatoria de una veintena de centros de la isla. Este proyecto educativo pionero a nivel estatal está concebido para impulsar el desarrollo personal y profesional de los adolescentes y jóvenes a través de la cultura emprendedora y la educación financiera.
 
“El objetivo de esta escuela”, detalló Márquez, “es impulsar una generación de jóvenes motivados, comprometidos y con una actitud emprendedora ante la vida. Todo ello, mientras fomentamos la cohesión entre los sectores público y privado, la comunidad educativa y las propias familias”. Por su parte, Vanessa Marrero, directora de la Escuela de Jóvenes Emprendedores, esbozó las claves de este programa formativo, “basado en el aprendizaje puramente vivencial, que se consolida a través de la práctica y la diversión”.
 
El programa educativo está dividido en dos ciclos de formación. El primer ciclo, que comenzó el pasado mes de octubre y durará hasta el próximo mes de febrero, está especialmente diseñado para que los jóvenes descubran su talento, su pasión, ganen confianza y seguridad en sí mismos, aprendan a trabajar en equipo siendo creativos y pierdan la vergüenza a hablar en público, al mismo tiempo que reciben las bases de una buena educación financiera, entre otras cosas.
 
En el segundo ciclo, desde febrero a mayo, los alumnos reciben el desafío de idear soluciones para cinco problemáticas sociales identificadas en su comunidad, propuestas por los Ayuntamientos y/o Entidades Públicas responsables, en las áreas de Educación, Ocio, Servicios, Turismo y Deportes, que deberán exponer ante un jurado en el evento final, para ser el equipo ganador.
 
“Para lograr este objetivo”, explica Vanessa Marrero, “los alumnos aprenden una de las metodologías más innovadoras en este momento, Design Thinking, y la llevan a la práctica durante todo el segundo ciclo”. Esta metodología les permite idear una solución que sea viable, eficiente, contrastada y orientada al usuario. El objetivo es concienciar a los alumnos de que el emprendimiento sirve también para resolver problemas sociales, que sus ideas son valiosas y que siendo creativos y comprometidos pueden beneficiar directamente a su comunidad.
 
Los 35 nuevos alumnos que forman parte de este proyecto recibieron sus correspondientes Pasaportes del Emprendedor así como sus diplomas y se mostraron bastante ilusionados con esta iniciativa que, sin duda, “les abrirá puertas y les permitirá desarrollar sus competencias y actitudes emprendedoras, así como potenciar sus talentos y su crecimiento personal”, tal y como indicó Vanessa Marrero.

Añadir nuevo comentario